Viernes 15 de Noviembre de 2019
17 de Abril de 2018 - Obras Públicas

La Rioja-Treinta años con derrame cloacal en el río Tajamar

La Secretaría de Desarrollo Urbano de la comuna capitalina denunció que los derrames cloacales en el río Tamajar suceden desde hace 30 años, y argumentó que ninguna gestión anterior resolvió el problema. También apuntó que la red cloacal no es competencia municipal y aseguró que las obras en el río beneficiarán a 180 mil riojanos.

La secretaria de Desarrollo Urbano, Andrea Mercado Luna, se refirió a las tareas que ejecuta el municipio en el río Tajamar, donde puntualizó que “se está trabajando en el cambio del caño maestro del servicio de cloacas que presentaba pérdidas desde hace años”.
La funcionaria afirmó que “si bien no pertenecía a una competencia del municipio el brindar la solución”, puntualizó que “se priorizó escuchar el pedido de los vecinos que viven a la veda del río y que convivían con las consecuencias a diario”.
Mercado Luna destacó que “en esta primera instancia se trabaja la parte más importante y preocupante por razones de seguridad, transitabilidad y ambientales, que implican 900 metros. Además, comprende la sistematización del río mediante un cauce de hormigón” y agregó que la “obra logrará unir las zonas desde el río Tajamar hasta la Ruta 38 y garantizar mejoras sustentables en la calidad de vida”.
Informó que “en esta semana se avanzó en el trabajo de cambios de caños maestros cloacales de 630 milímetros, distintos a los caños que tenía el río. Los cuales estaban colapsados con mucha pérdida provocando inundaciones en el sector del Tajamar”.
 
PALOS PARA AGUAS
La arquitecta acentuó que “si bien la obra no pertenece a la competencia de la comuna”, en obvia alusión a Aguas de La Rioja, dijo que “se buscó saldar una deuda histórica con los vecinos del sector” e insistió “no es una obra que nos compete como municipio el solucionar el derrame de cloacas, pero lo estamos haciendo, será una obra que va a significar mucho más alivio para las cloacas de esa zona”.
Además, comentó que “es la primera obra que se presentó en Nación desde la gestión y en materia de problemas hídricos en aquel momento como anécdota, quiero contarles a todos que no es que La Rioja no recibe obras, no presenta obras, no se había presentado nunca una sola obra hídrica en Recursos Hídricos de la Nación”.
Mercado Luna aseveró que “es una obra que en lo bueno va a resolver el saneamiento de 150 hectáreas, el problema de 180 mil habitantes, el problema histórico de cloacas desbordadas que no lo digo yo, lo dicen los vecinos”.
Una vez más, la funcionaria, sin mencionar a Aguas de La Rioja, señaló que “nosotros hoy como municipio no tendríamos que estar realizando un caño maestro o reemplazando el caño maestro que está roto, saturado y tuvimos que abordar una obra que no es de nuestra competencia, pero eso es lo bueno, que estamos a la altura de las circunstancias, tenemos el equipo, gestión y podemos hacerlo”.
 
“NO LES IMPORTÓ”
Pasaron décadas -continuó- “desde el Gobierno provincial, en sus entes competentes, desde los intendentes y desde las gestiones municipales anteriores y nadie lo resolvió, hicieron el oído sordo, o no tuvieron la capacidad, o no les importó hacerlo”.
Con respecto a las consecuencias temporales, Mercado Luna admitió “lo feo es que lamentablemente hace 30 años las familias que viven a la orilla del Tajamar son las que sufren y saben la verdad, de que hace más de 30 años o más hay derrames en el río”.
La secretaria reconoció que “cuando empezamos a trabajar en la recuperación del río, fuimos conscientes de esa situación, por eso se proveyó el reemplazo total con materiales nuevos, con el diámetro acorde al crecimiento de la cuenca que recoge los líquidos cloacales hasta ese punto y entonces se está haciendo el reemplazo de alrededor de 500 metros de cañería de cloaca en PVC de 630 milímetros”.
 
AGUAS QUE NOS VA A BEBER
También, Mercado Luna comentó que “a la hora de ejecutar una obra de cloaca que está en servicio hay distintas alternativas para hacerlo”, admitió que “lo ideal sería trabajar sin los líquidos en el lugar que se va a hacer en la obra, es por eso que una de las alternativas fue generar un canal al costado, se obliga a hacer un desborde aguas arriba y se libera la zona de trabajo y se vuelve a incorporar los líquidos cloacales aguas abajo de la zona de trabajo, es la única forma de hacer una obra de esta naturaleza”.
En cuanto a las consecuencias temporales que generan estos trabajos, indicó “si nosotros conversamos con cualquiera de los vecinos de la zona, ellos han sufrido los desbordes cloacales y la presencia de olor de cloacas los últimos 30 años” y a modo de consuelo señaló que “la cantidad que hoy hay en el canal o en los desbordes no cambia considerablemente la problemática, o realmente va a cambiar eso para que podamos resolver el problema y que de aquí en adelante no haya más desbordes”.
 
Fuente: El Independiente

Ingresar Comentario

La Rioja Municipal - La Rioja - Argentina

Diseño y hosting: Luis Vilte